El orgullo del tercer mundo - Serie Tv (Humor, miniserie)

serie de TV El orgullo del tercer mundo
Los derechos de las imágenes pertenece a sus respectivos autores, distribuidoras/productoras.
El orgullo del tercer mundoMiniserieEspaña 1993 - 19941 temporadas (16 capítulos)La 2
Recomendar desde Facebook Recomendar desde Twitter Enviar a meneame Enviar a meneame Compartir en Google+ Pint It Enviar a un amigoMuchos conoceréis a Faemino y Cansado, uno de los dúos cómicos más surrealistas del panorama escénico español. Sus espectáculos, que llenan teatros y salas de todo el país, fueron adaptados a formato televisivo, ofreciendo varios mini-shows en 16 capítulos de 30 minutos, de una serie que se llamó El Orgullo del Tercer Mundo, donde Carlos Faemino y Javier Cansado mostraban su humor en una serie de sketches sobre el mismo escenario (la sala Galileo Galilei de Madrid) con público en directo, al igual que una de sus representaciones teatrales, pero para la pequeña pantalla.

En dicho show presentaban una serie de personajes fijos que les valieron más fama de la que ya tenían, como el gran Mimón, un payaso que explicaba a base de mímica sus experiencias de la vida a su compañero, que lo traducía para el público. El psiquiatra y su paciente, que charlaban constantemente sobre una obsesión del paciente con los corderos, merced al estreno en los cines de la película ?El Silencio de los Corderos?, por lo cual el médico siempre recomendaba al paciente que comiese mucha verdura, para superar el trauma.

También se hizo popular el sketch en que Faemino representaba a personajes molestos, como alguien que fumaba en un recinto cerrado, o alguien que se adelantaba en la cola del cine, por lo que Cansado, haciendo el papel de guardia de seguridad del recinto o guardia de seguridad de la cola del cine, le recriminaba, a lo que Faemino siempre respondía ?Qué va, qué va, qué va? y el público coreaba diciendo ?Yo leo a Kirkegaard?, frase que evitaba que el molesto personaje fuese al calabozo del lugar en el que se encontraran. Ese fue uno de los leitmotivs más reconocidos del dúo, que la gente iba repitiendo por la calle como un mantra.

Sin embargo, los personajes que más populares hicieron a Faemino y Cansado, y que son interminablemente aplaudidos cada vez que los representan en un escenario, fueron Arroyito y Pozuelón, expertos en contar chistes y en alargarlos con infinidad de gracietas, tales como el del jubilado que visita Segovia o el del procurador de los tribunales que tenía las uñas de los pies como mejillones.

Todo un clásico de la televisión y un fenómeno de culto que podemos ver en directo cada vez que Faemino y Cansado se presentan sobre un escenario. Si tenéis la oportunidad, no os perdáis sus actuaciones en vivo, merecen la pena.

Publicidad
Turismo en Croacia
Esta página web utiliza cookies para mejorar tu visita adaptando la navegación a tus preferencias.
Para seguir navegando tienes que Aceptar las política de cookies. Más información